ARP apoya denominar carne solo a proteínas animales naturales

Esta palabra debe ser protegida porque tiene una connotación muy importante para la defensa del consumidor y principalmente, para toda la economía paraguaya.

 

MARIANO ROQUE ALONSO, (ARP)-- La Asociación Rural del Paraguay (ARP); a través del Dr. Mario Balmelli, presidente de la Comisión de Carne, participó de la reunión virtual organizada por la Comisión de Industria, Comercio y Turismo de la Cámara de Senadores, que tuvo como objeto conocer las opiniones de diversos sectores sobre el Proyecto de Ley: “De Protección al Consumidor de Productos Cárnicos y sus derivados”, presentado por los senadores: Stephan Rasmussen, Fidel Zavala, Georgia Arrúa, Enrique Escudero y Fernando Silva Facetti.

El Dr. Balmelli fue rotundo al hacer uso de la palabra y dejó en claro que la ARP aprueba y apoya que el parlamento legisle el uso de la palabra carne y la restrinja solamente a las proteínas de origen animal natural. Explicó que la utilización de la palabra carne debe ser protegida no solamente en defensa del consumidor, sino que también por la gran importancia de la carne en la economía paraguaya. Más del 70% de las divisas proviene del sector agropecuario, pilar de la economía nacional; siendo la exportación de carne y derivados de una alta participación.

El presidente de la Comisión de Carne de la ARP destacó que el mundo avanza hacia un control muy exhausto de los alimentos; los consumidores tienen exigencias muy altas y por eso el uso de la palabra carne debe ser reglamentado, legislado y limitado a su uso histórico. La utilización de la palabra carne debe estar limitada a la proteína de origen animal natural y no a otros productos de origen vegetal o aquellos producidos artificialmente en laboratorios a través de tejidos logrados a partir de células que crecen en medios artificiales con innumerables promotores de crecimiento celular y otros aditivos, explicó.

La invitación fue realizada por el Senador Nacional Patrick Kemper y participaron representantes de varias instituciones públicas y privadas, entre cuales cabe mencionar a la Cámara Paraguaya de Carnes (CPC). El objetivo fue conocer las posiciones de los sectores afectados, cuyas opiniones y apreciaciones técnicas se tendrán en cuenta para el estudio del mencionado Proyecto de Ley, informó la organización.

 


EL PROYECTO
En algunos artículos, el Proyecto de Ley expresa que las denominaciones asociadas a productos cárnicos y sus derivados, no podrán utilizarse para referirse a alimentos que sean de origen vegetal y tampoco a alimentos que contengan células de cultivo animal producidas de manera artificial en un laboratorio.
También contempla que los productos de origen vegetal o de laboratorios no podrán utilizarse en el comercio ni registrarse como marca como un alimento de origen animal.
Los proveedores y/o vendedores de alimentos, no podrán modificar la información referida a los alimentos de origen vegetal y laboratorial cuando la misma sea pasible de inducir al error al consumidor final o reduzca sus posibilidades de elección consciente. El Instituto Nacional de Alimentación y Nutrición (INAM), dependiente del Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social (MSPyBS) y la Secretaría de Defensa del Consumidor y el Usuario (SEDECO) serán las autoridades de aplicación de esta Ley, refiere parte el proyecto.