Asociación Rural del Paraguay

El porvenir de la patria está en el campo

Más Noticias

Feria acuícola y el ejemplo ATPO

Destacan resultados de la cría de peces en comunidades originarias de Caaguazú.

 

MARIANO ROQUE ALONSO (ARP) -- El Gobierno nacional, a través del viceministro de Ganadería, Dr. Armin Hamann, destacó los resultados que tiene la actividad piscícola en comunidades indígenas del departamento de Caaguazú y no escatimó elogios para reconocer el “excelente trabajo” que realiza en esa área de la actividad productiva familiar la Comisión de Acción Social (CAS) de la Asociación Rural del Paraguay (ARP), presidida por la señora María Yolanda Moreno de Ruiz.
“Gracias a la Comisión de Acción Social la actividad acuícola obtiene muy buenos resultados entre las familias indígenas, y eso es digno de destacar”, afirmó el Dr. Hamann en representación del Gobierno, en el contexto de la Expo-Feria Acuícola realizada en el Shopping Mariscal López, con la presencia del presidente de la ARP, Dr. Germán Ruiz Aveiro; la presidenta de la CAS, señora “Pelusa” de Ruiz, señora Gladys Benítez de Guimaraes y señora Nelly Zaván de Ruiz.
 
Más estanques, más producción
El secretario de Estado destacó la cultura de trabajo que se ha instalado en las comunidades, específicamente en la producción piscícola, y la importancia que este hecho genera para replicarlo positivamente en zonas vulnerables del país donde exista tierra apta para la actividad acuícola.
El Dr. Hamann dijo también que existe la mejor voluntad del Gobierno nacional para seguir apoyando a los pueblos originarios en el trabajo productivo, entre ellos la capacitación técnica y ayuda logística para construir estanques y producir peces a partir de alevines proveídos por la Misión Técnica Taiwán o las entidades binacionales Itaipú y Yacyretá, entre otros.
El evento fue aprovechado por la presidenta de la CAS y comitiva para realizar contactos con personas e instituciones que podrían ayudar para concretar el proyecto de construcción de 100 estanques en las comunidades nativas de Caaguazú, que se sumarán a los 40 que existen actualmente, que el año pasado produjeron 15.000 kilos de pescado y este año la cifra se elevará a 17.000, según se informó.
Siete estanques, construidos por los propios indígenas, están ubicados en la comunidad Kambay, que se ha convertido en ejemplo a replicar por los buenos resultados obtenidos en el marco de la gestión público-privada.
“Los pobladores de estas comunidades originarias ya han adquirido cultura de trabajo en base a la experiencia, y eso es muy positivo para que ellos mismos puedan desarrollar su capacidad y proveer a sus familias alimento saludable todo el año, con los beneficios que ello significa para el mejoramiento de su nivel de vida e incluso la economía con la comercialización abierta”, expresó la señora de Ruiz.
Consideró muy positivo el hecho de que la Facultad de Ciencias Veterinarias, de la Universidad Nacional, a través del Departamento de Pesca y Acuicultura, ofreciera sus conocimientos, didáctica y apoyo técnico para el desarrollo de la acuicultura en las comunidades indígenas.
 
Tomar el compromiso
“De nuestra parte, creemos que esa posibilidad no solo es procedente, sino que debe ser tomada como un compromiso”, dijo el Dr. Mario Insaurralde, jefe del Departamento de Pesca y Acuicultura de la Facultad de Ciencias Veterinarias UNA, tras escuchar con atención y ponderar el excelente trabajo que realizan en esa área las familias nativas de Caaguazú.
En coincidencia con expresiones de la presidenta de la CAS, las comunidades que cuentan con tierra apta para el desarrollo piscícola deben aprovecharla, teniendo en cuenta las facilidades que ofrece la gestión público-privada y organizaciones amigas para potenciar la cría de peces como opción productiva sustentable, en el marco de la lucha contra la pobreza y el mejoramiento del nivel de vida familiar con alimentación saludable e ingresos seguros con la venta de los productos y subproductos de los peces.
Actualmente, las comunidades producen tilapia, pero figura en el proyecto de la CAS la cría de pacú, una variedad muy apreciada que tiene beneficios adicionales como el peso y la gran demanda.
A más de ello, el pacú se desarrolla sin mayores complicaciones en estado de cautiverio.
El Dr. Insaurralde puso a disposición de la CAS sus buenos oficios para que muy pronto las comunidades originarias puedan desarrollar con éxito la producción de pacú, e incluso otras especies autóctonas como la carpa, que tiene excelente resultado en los lugares donde se trabaja con ella.
 
Próximas etapas de desarrollo
La Embajadora de los Estados Unidos de América, señora Marcia Thessin, estuvo presente en el lanzamiento de la expo-feria acuícola del Mariscal López Shopping, y junto con las representantes de la CAS se interesó e hizo preguntas en todo momento por la actividad acuícola.
La etapa que ya ha emprendido la CAS consiste en el desarrollo de otros 100 estanques de cría proyectados en la zona de Caaguazú, específicamente en el área de influencia de la Asociación Territorial Pueblos Originarios (ATPO). Para el efecto, se encuentra a la búsqueda de los recursos necesarios para la construcción de los estanques y acciones complementarias que permitirán ampliar la capacidad de producción ictícola de estas colonias.
De acuerdo a los datos, 8 comunidades cuentan con las condiciones apropiadas para el desarrollo de la acuicultura, y las restantes desarrollan otro tipo de producción.
Actualmente se realiza con mucha expectativa la asistencia, apoyo y acompañamiento del Proyecto de Engorde de Ganado Vacuno y Piscicultura para campesinos de San Joaquín, que está a cargo del Ing. Agr. Juan Báez (asesor de la CAS).